La Mesa de 2012

El debate nº 122, con Francisco Estrada, Alfonso Vázquez y Rafael Morales, presentados por Ismael Carvallo.
 

En un escenario político caracterizado fundamentalmente por el retorno del PRI a la presidencia de la República y por el mantenimiento de la división al interior de la izquierda política definida, demarcada en función de una corriente socialdemócrata-progresista y una corriente podría decirse que nacional-popular, se convoca la Mesa de izquierdistas y marxistas mexicanos 2012, con el ánimo de intentar poner en operación un "regreso" a los planos de implicación filosófica, ideológico-política e histórica de la tradición más importante de la que por lo menos históricamente se nutrieron algunas corrientes de la izquierda mundial y mexicana, el materialismo histórico, para luego "progresar" o avanzar hacia el plano estratégico y práctico-político en función de una serie de necesidades históricas que, aunque parecieran estar a la vista de todos, no necesariamente son planteadas desde las mismas coordenadas (y en esto estriba parte de la dificultad).

La Convocatoria se hace sabiendo que, caída la Unión Soviética, no es dable seguir siendo exclusivamente marxista (pero sí materialista: he aquí la cuestión), y teniendo también consciencia plena de la crítica que contra el "izquierdismo" y los izquierdistas hubo de hacer Lenin con toda justicia y firmeza en su tiempo: buena parte del extravío y deriva espasmódica de las "izquierdas" o de los movimientos de protesta carentes de cualquier recorrido estratégico político a nivel mundial (todo se agota en el plano policial de la protesta-represión y en la a veces desmedida e inane exaltación de la juventud) encuentran ahí su clave fundamental, como son los casos emblemáticos del movimiento 15M español, los anti-sistema, los anti-capitalistas o el así llamado Yosoy132 en México, que padecen por igual, nos parece, y de manera escandalosa, de un muy peculiar, sintomático y en muchos casos irritante "infantilismo de izquierda" y de un no menos bochornoso "fundamentalismo democrático anarquista". En efecto: idealismo democrático izquierdista como enfermedad infantil de cualquier realismo político materialista, estratégico y dialéctico.

La Mesa de 2012 quiere retomar la misma escala desde la que, en 1947, Vicente Lombardo Toledano convocó a los liderazgos más importantes que en esos momentos existían tanto en la izquierda socialista como en la izquierda nacionalista revolucionaria. En 1983, el Centro de Estudios del Movimiento Obrero y Socialista convocó una mesa de discusión sobre las actas y debates de aquélla Mesa del 47. No tenemos noticia de convocatoria alguna que haya querido recoger esa tradición, ese impulso y esa escala problemática.

Mesa de izquierdistas y marxistas 2012, Ismael Carvallo Robledo y Francisco Estrada (El Catoblepas, nº 129, noviembre 2012)


Plaza de armaslas evocaciones requeridas   el debate   intervienen

Imprima esta página Avise a un amigo de esta página